lunes, 5 de junio de 2017

Tarta selva negra



La tarta selva negra es una tarta típica de la cocina alemana, compuesta por un bizcocho de chocolate, relleno y decorado con nata montada y cerezas.

Yo he preparado un bizcocho genovés de chocolate. Este bizcocho es ideal como base de tartas o para brazo de gitano. Es un bizcocho muy ligero sin materia grasa ni leudante. Tan solo se elabora con azúcar, huevos y harina, aunque se le puede agregar alguna esencia o cacao en polvo, como en esta ocasión, para hacerlo de chocolate.

Una de las formas de prepararlo es como podéis ver en el vídeo, batiendo los huevos junto con el azúcar en un recipiente, que colocaremos sobre un cazo con agua caliente sin que llegue a hervir. Esto hará que la mezcla aumente más rápidamente, aunque no es imprescindible. Podéis batir los huevos junto con el azúcar sin el recipiente con agua caliente y la mezcla aumentará igualmente, aunque tarde un poco más.

Lo que conseguimos de esta manera es incorporar mucho aire a la masa, que al hornearse se expande y por eso no necesita ningún tipo de levadura.

Este bizcocho se empapa de un almíbar elaborado con licor Kirsch (licor de cerezas), y se rellena y decora con nata montada o chantilly, cerezas y virutas de chocolate.

Aquí podéis ver la receta en vídeo y después la tenéis escrita:


 Ingredientes para el bizcocho genovés de chocolate:

- 3 huevos
- 90 g de azúcar
- 90 g de harina
- 1 cucharada de cacao en polvo puro sin azúcar

Para el almíbar:

- 50 ml de agua
- 50 g de azúcar
- 1 cucharadita de licor de cerezas (Kirsch) (yo he puesto licor de moras)

Para el relleno y decoración:

- 200 ml de nata de montar (35 % M.G.) o crema de leche
- 2 cucharadas de azúcar glas
- 150 g de cerezas
- Virutas de chocolate (opcional, yo no le he puesto)



Elaboración:

Precalentamos el horno a 170 º C, calor arriba y abajo, y engrasamos un molde con mantequilla o spray desmoldante. Yo he utilizado un molde de 10 cm. de diámetro, para que me quedara una tarta bastante alta. Pero podéis utilizar un molde de 15 cm. de diámetro y os quedará más bajita.

Lo primero hacemos el almíbar para que se vaya enfriando. Para ello ponemos a calentar los 50 ml de agua junto con los 50 g de azúcar, y esperamos a que hierva. Llegado este punto que ya se habrá disuelto el azúcar, apagamos el fuego, vertemos la cucharadita de licor, retiramos y dejamos enfriar.

Calentamos agua en un cazo o cacerola sin que llegue a hervir.

Retiramos del fuego y colocamos encima un recipiente bastante grande (de lo contrario se desbordará la mezcla) y resistente al calor, esto es importante porque corréis el riesgo de que se rompa (lo digo por experiencia, jaja).

Ponemos los tres huevos y el azúcar y batimos la mezcla con batidora de varillas hasta que duplique o triplique su tamaño.

Agregamos la harina tamizada junto con el cacao en un par de veces, mezclando con movimientos envolventes para evitar que nuestra masa se baje.

Vertemos en el molde que hayamos elegido y horneamos durante 25-30 minutos, o hasta que al pinchar con un palillo, éste salga limpio y seco.

Sacamos del horno, dejamos templar 5 minutos, y desmoldamos. Dejamos enfriar sobre una rejilla.



Montamos la nata batiendo con varillas a velocidad media hasta que empiece a espesar. En este momento agregamos el azúcar glas en forma de lluvia sin dejar de batir. Cuidado con batir en exceso que se os puede cortar la nata. Reservamos.

Lavamos y deshuesamos las cerezas, cortándolas por la mitad. Reservamos enteras algunas para la decoración.

Igualamos nuestro bizcocho cortando la parte de arriba que nos haya subido durante el horneado. Y hacemos dos o tres capas de bizcocho dependiendo de la altura que tenga.

Comenzamos a montar la tarta mojando con el almíbar la primera capa de bizcocho, a continuación ponemos una capa de nata montada y sobre la nata repartimos unas mitades de cerezas.

Cubrimos con la siguiente capa de bizcocho y repetimos los mismos pasos.

Terminamos decorando la parte superior con unas cerezas enteras.




Espero que os haya gustado esta receta y os animéis a hacerla ahora que estamos en temporada de cerezas.

¡Hasta pronto!

Pilar

No hay comentarios:

Publicar un comentario