jueves, 29 de octubre de 2015

Tarta de chocolate rellena de toffe casero para Halloween


Hola a tod@s !! Qué tal, preparando algo especial para Halloween ?  La verdad es que estos días las redes sociales están llenas de ideas de todo tipo para esta fiesta. Y como yo no quería ser menos, pues he querido poner mi granito de arena con esta tarta de chocolate rellena de toffe casero.

Ingredientes para el bizcocho (para un molde de 15 cm o 3 moldes de layer cake de 15 cm.)

- 200 g de mantequilla a temperatura ambiente
- 200 g de azúcar
- 3 huevos
- 200 g de harina
- 50 g de cacao en polvo puro (tipo Valor)
- 1 1/2 cucharadita de levadura en polvo
- 1 cucharadita de esencia de vainilla
- 100 ml de leche

Para el relleno:

- 50 g de azúcar
- 200 ml de nata para montar (35 % MG)

Para la cobertura:

- 100 g de chocolate para postres
- 100 ml de nata para montar (35 % MG)

Elaboración:

Precalentamos el horno a 180 º C calor arriba y abajo, y engrasamos con spray desmoldante o mantequilla, un molde de 15 cm de diámetro o mejor aún si tenéis 3 moldes bajitos de layer cake porque se reduce el tiempo de horneado.

Tamizamos la harina junto con el cacao y la levadura, reservamos.

Batimos con varillas la mantequilla junto con el azúcar hasta que estén bien integrados, unos 3-4 minutos. A continuación incorporamos los huevos uno a uno, batiendo cada vez. Hasta que no esté integrado el primero no añadimos el segundo y lo mismo con el tercero.

Vertemos la cucharadita de esencia de vainilla y batimos.

Agregamos la mitad de la mezcla de harina, cacao y levadura que teníamos reservada, y mezclamos o batimos a velocidad baja. Incorporamos la leche, volvemos a batir. Por último añadimos la otra mitad de la mezcla de harina y mezclamos hasta que tengamos una masa homogénea y sin grumos.

Vertemos la masa en nuestro molde o repartimos entre los 3 a partes iguales si hemos elegido esta opción. Horneamos durante 45-50 minutos si hemos utilizado un solo molde, o 25-30 si estamos utilizando 3 moldes. La verdad es que es interesante hacerse con moldes bajos porque puedes meter los 3 a la vez en el horno y se reduce el tiempo de horneado. De todas formas para saber si están hechos los bizcochos pinchad con un palillo o brocheta en el centro, y si sale limpio y seco es que ya están.

Sacamos del horno, dejamos templar y después desmoldamos y dejamos enfriar sobre una rejilla.

El toffe es muy fácil de hacer, yo lo he descubierto hace poco, y la verdad es que me encanta!

Para hacerlo ponéis un cazo a calentar con el azúcar a fuego medio hasta que el azúcar se haya disuelto y cogido color, es decir hasta que se haga un caramelo. Cuidado no se os queme !!

Lo retiramos del fuego y vertemos la nata caliente para evitar el contraste de temperatura. Este paso debéis hacerlo poco a poco y sin dejar de remover. Una vez incorporada toda la nata lo volvemos a poner en el fuego hasta que se integre bien y vuelva a coger color. Retiramos y dejamos enfriar.

Para el ganache de chocolate ponéis la nata a calentar en un cazo y cuando dé el primer hervor la vertéis sobre el chocolate que tendremos troceado en un recipiente resistente al calor. Dejamos unos segundos y mezclamos hasta que tengamos una crema homogénea.

Para montar la tarta si hemos horneado en un solo molde, tendremos que cortar el bizcocho en tres partes iguales. Si lo hemos hecho en tres moldes de layer cake, solo tendremos que igualarlos por la parte de arriba si nos ha quedado con barriguita.

Montamos la tarta sobre una rejilla con un recipiente o papel de horno debajo, para cuando vertamos el ganache de chocolate podamos recoger el exceso que caiga. Ponemos la primera capa de bizcocho y extendemos la mitad del toffe por encima, cubrimos con la siguiente capa de bizcocho. Repartimos el toffe restante cobre la segunda capa de bizcocho. Colocamos encima la tercera y última capa de bizcocho y bañamos con el ganache de chocolate por encima. Si es necesario con ayuda de una espátula cubrimos los laterales de la tarta con el chocolate.

Y si vais a hacer la tarta para Halloween aquí tenéis algunas ideas para decorarla.

El fantasma se hace con un cucurucho de helado que tendréis que cortar a la altura que queráis que tenga vuestro fantasma. Claváis una bola de fondant negro en el pico del cucurucho. Cubrís con fondant blanco y hacéis los agujeros de los ojos y la boca.


La tierra la he hecho desmenuzando el bizcocho que me ha sobrado al nivelar las capas de bizcocho.


El resto de decoraciones se hacen fácilmente con fondant y algunos cortadores.


La tarta está muy rica !! Así es que espero que os animéis a hacerla para Halloween o para cualquier otra ocasión.

¡¡ Hasta pronto !!

No hay comentarios:

Publicar un comentario